La amenaza de Daesh crecerá en 2020, según los expertos

El periodo navideño trae consigo lo que ya se ha convertido en una penosa constante cada vez que se aproximan estas fechas tan señaladas en nuestro calendario. Nos referimos a la ya tradicional “amenaza de navidad” que occidente recibe cada año por parte del terrorismo yihadista.

En esta ocasión Daesh ha difundido un video donde, una vez más, pone el foco de su amenaza directamente sobre España, mostrando imágenes de La Puerta del Sol madrileña decorada e iluminada con los habituales motivos navideños.  Las imágenes están acompañadas de subtítulos y alegatos en castellano, a través de los cuales se lanza la amenaza y se ensalzan las bondades del ideal terrorista.

Es cierto que 2019 no ha sido el mejor año para el grupo terrorista, que ha visto  derrumbarse su “califato” tras casi cinco años de derramamientos de sangre ininterrumpidos, y como su “califa” era eliminado en el marco de una operación liderada por EE.UU.

Estos éxitos, aunque simbólicamente puedan resultar cruciales, no implican que la amenaza terrorista se haya disipado; por el contrario, son muchos los expertos que ya apuntan a un incremento de la amenaza yihadista en 2020.

“No debemos asumir que Daesh está derrotado y que no habrá un resurgimiento en el futuro…la muerte de Baghdadi supone un coste para Daesh, y requerirá que se adapten, pero su muerte no supone la misma victoria que quizás supuso la muerte de bin Laden en el caso de Al Qaeda; Bin Laden tenía un culto a la personalidad que Baghdadi no tenía” aseguraba Anne Bradley, ex analista de la Oficina de Análisis de Terrorismo de la CIA y actual directora académica del Fondo de Estudios Estadounidenses.

Bradley también hizo hincapié en la capacidad económica que todavía maneja el grupo terrorista, y que a principios de año se cifraba en aproximadamente 400 millones de dólares.

A lo anterior hay que sumar la controvertida decisión de retirar las tropas estadounidenses de Siria, adoptada por el presidente Trump en octubre de este mismo año. Una medida que ha dividido a los expertos y que ha dado lugar a los esperados conflictos entre tropas turcas y fuerzas kurdas.

No obstante, la coalición militar que lidera EE.UU, y en la que participan 76 naciones aliadas, persiste en su compromiso de combatir a la organización terrorista. El propio portavoz militar de la coalición, el coronel Myles B. Caggins, hacía referencia a dicho compromiso al asegurar que: «Cada día nos coordinamos con nuestros socios para evitar que Daesh recupere territorio perdido, capacite y reclute operativos, se financie o realice ataques».

Sin embargo, de forma paralela y según la monitorización de las actividades en línea que llevan a cabo los yihadistas, el poder de Daesh está creciendo sin control en otros territorios, como es el caso de África. Del mismo modo se aprecian cambios en la estrategia de propaganda y reclutamiento que la organización lleva a cabo en redes a medida que la legislación y las tecnologías han permitido eliminar con mayor eficiencia contenidos y cuentas sospechosas en internet.

Los expertos alertan que a pesar de estos logros, Daesh buscará y encontrará la forma de llegar a sus potenciales reclutas de una forma u otra. La Dark Web, donde Daesh ya tiene presencia o la recién bautizada como Dweb (o Web Descentralizada) constituyen nichos en los que todavía resulta difícil combatir al terrorismo.

Del mismo modo expulsarles de Telegram, la hasta ahora era su principal aplicación de mensajería encriptada, no solo no invalida los esfuerzos que la organización dedica a regresar a la plataforma, sino que les ha llevado a experimentar con otras nuevas que se adaptan mejor a su modus operandi.

En cierto modo Daesh ha regresado a sus inicios, retomando las viejas herramientas en cada ámbito. Mientras occidente se centra en una lucha de “largo alcance”, la organización recurre a los automóviles o los cuchillos para atacar en el corazón de las ciudades. Si a esto le sumamos la presión a la que está sometida la organización a partir de las derrotas consecutivas a lo largo de este año, entenderemos la importancia que tiene para ellos perpetrar un ataque exitoso y llamativo con el fin de demostrar, tanto a sus adversarios como a sus potenciales seguidores, que sigue siendo poderoso a pesar de todo.


0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.